Brujería en la cocina. Una forma de ser consciente mientras cocinas

¿Qué significa ser consciente?

La brujería de la cocina anima a vivir la vida de forma consciente y atenta. Además de generar una sensación de calma, llevar tu práctica a la cocina puede ser una forma estupenda de aprender a centrar tu intención en las soluciones y los objetivos que deseas alcanzar. Llevar a cabo tus actividades cotidianas con mindfulness te ayuda a ser más consciente de todo lo que ocurre a tu alrededor; esto te ayuda a conectarte o desconectarte más fácilmente según sea necesario. En este artículo, cubriremos 10 formas de llevar la atención plena a la cocina.

10 formas de ser consciente en la cocina

  1. Sé intencional con lo que eliges para preparar.
  2. Crea tus propias recetas.

  3. Selecciona los ingredientes que te hablan a ti y a tu práctica.
  4. Remueve.
  5. Utiliza conjuros verbales.
  6. Céntrate en el momento presente momento.
  7. Barre.
  8. Elimina los residuos de comida.
  9. Crea un entorno de cocina relajante.
  10. Equilibra tu energía.

La atención plena no cambia necesariamente las cosas que haces, pero sí cambia la forma en que las haces y con qué mentalidad. La atención plena es una habilidad que puede llevar algún tiempo desarrollar pero que puede aportar grandes beneficios a tu vida. Implica hacer un esfuerzo consciente para darte cuenta de lo que ocurre en tu mente, cuerpo y en el entorno que te rodea en ese momento. Practicar la atención plena puede ser útil para gestionar el bienestar- y crear más conciencia de uno mismo, comportamiento positivo, pensamientos e interacciones.

brujeria en la cocina una forma de ser consciente mientras cocinas - Brujería en la cocina. Una forma de ser consciente mientras cocinas

Qué es la cocina consciente?

La preparación de la comida es una parte importante de la brujería de la cocina y una excelente oportunidad para practicar la atención plena. La cocina consciente puede ayudarte a desarrollar una actitud de gratitud hacia la comida y presenta una oportunidad para infundir los ingredientes y la comida terminada con tu energía e intención mágica. Cada pequeña acción -desde picar las hierbas hasta remover y servir la comida a los seres queridos- puede estar impregnada de magia e intención. Permanecer atento mientras cocinas te recuerda que debes tener en cuenta todos los aspectos del proceso de cocción, no sólo los ingredientes y la receta. Por ejemplo, puedes practicar notar los elementos que están presentes mientras cocinas o permitirte estar plenamente presente durante el proceso de limpieza después de que la cocina y la comida hayan terminado Las tareas de limpiar el horno o lavar los platos pueden considerarse procesos de purificación o limpieza tan importantes como la creación de tus recetas mágicas.

10 prácticas de cocina consciente

  1. Ser intencional con lo que eliges preparar. Tómate el tiempo necesario para hacer coincidir el tipo de comida que preparas con tu intención mágica. Por ejemplo, una sopa relajante es una buena elección para una comida curativa. Galletas con forma de corazón- o pasteles son buenos para difundir el amor.
  2. Crear tus propias recetas. Elaborar tus propias comidas puede ser una forma estupenda de centrarte en tu intención, incluso antes de que empiece el proceso de cocción. Piensa en las correspondencias de los ingredientes utilizados y cómo encajan en tus objetivos mágicos. Puede que te guste empezar con recetas conocidas o favoritas y adaptarlas a tus necesidades.
  3. Utilizar ingredientes que resuenen contigo. Cuando utilices recetas pre-existentes, puedes sustituir los ingredientes para que se adapten mejor a tus necesidades. Por ejemplo, siempre puedes cambiar las hierbas utilizadas en las recetas o utilizar sustitutos sin carne- para las salchichas, hamburguesas, carne picada, etc.
  4. Remover. Acuérdate de remover según tu intención -deosil (en el sentido de las agujas del reloj) para la suerte, las buenas intenciones y atraer cosas hacia ti y widdershins (antic en el sentido de las agujas del reloj) para eliminar o alejar la negatividad y la mala suerte.Remover las espinillas es considerado de mala suerte por mucha gente.
  5. Utilizar conjuros verbales. Se pueden pronunciar cánticos, hechizos o encantos sobre la comida durante cualquier fase de su preparación, cocción y servicio.
  6. Centrarse en el momento presente. Al centrarte sólo en la tarea que estás realizando -y no permitir que te distraigan pensamientos o preocupaciones sobre el pasado o el futuro- estás cultivando un espacio de atención plena en tu cocina. espacio consciente en tu cocina.
  7. Barriendo la cocina. Al barrer, visualiza que la energía negativa y rancia se recoge y se barre.
  8. Eliminando los residuos de comida de la cocina. Deshazte de los restos de comida de forma consciente. Por ejemplo, el compostaje de las peladuras de las verduras, las cáscaras de los huevos, las bolsas de té, etc. es una forma intencionada y consciente de eliminar las partes sobrantes de los ingredientes de tu espacio de cocina.
  9. Crear un entorno de cocina agradable y relajante. El aspecto de esto varía de una persona a otra y depende de lo que le convenga. Como guía general, evita todo lo que sea demasiado estimulante o distraiga y organiza bien el espacio. Por ejemplo, puede tener más sentido para ti mantener los ingredientes que utilizas más a menudo al alcance de la mano y guardar los ingredientes menos utilizados en los lugares-to-get-to. Evitar el desorden en los espacios de trabajo. Para algunas personas, incorporar plantas, incienso y velas en el espacio de la cocina, si los encuentras beneficiosos.
  10. Equilibrar tu energía. Para algunos, cocinar y limpiar puede ayudar cuando se sienten intranquilos, ansiosos, bajos o enfadados y pueden ser formas estupendas para reequilibrar tu energía. Sin embargo, es importante ser consciente de que también puedes correr el riesgo de pasar tu ira o tus sentimientos bajos a la comida y%2Para el espacio cuando llevas esta energía a tu práctica.

Ejercicios sencillos de Mindfulness Ejercicios de atención plena

No necesitas ningún equipo especial para realizar los siguientes ejercicios, pero si eres nuevo en la atención plena, puede ser útil estar en un lugar tranquilo y silencioso para limitar las distracciones. Con el tiempo y la práctica, será más fácil Intenta darte cuenta de los pensamientos que tienes y de cómo te hacen sentir cuando aparecen y desaparecen. Observa también cualquier información de tu cuerpo, como los cambios en los latidos del corazón, la respiración o la tensión corporal.

Mindful Eating

Una vez que te sientas a comer, tómate tu tiempo y presta atención al sabor, a la vista y a la textura de la comida. Observa cómo se sienten los diferentes alimentos en tu boca y cualquier sensación que surja. ¿Son los alimentos dulces o agrios? sosos o sabrosos? Este ejercicio también puede hacerse con las bebidas.

Exploración del cuerpo

Para este ejercicio, tendrás que sentarte o tumbarte cómodamente. Empezando por la parte superior de la cabeza o los dedos de los pies, explora lentamente por cada parte de tu cuerpo. Mientras escaneas hacia abajo, fíjate en cualquier sensación, de tensión, o dolor que sientas. Si te distraes, no te preocupes, simplemente vuelve a escanear y continúa donde lo dejaste.

Comida consciente Preparación

Elimina todas las distracciones posibles de la cocina -incluidos los teléfonos móviles- y presta toda tu atención a la tarea. Si utilizas el teléfono para una receta, desactiva temporalmente las notificaciones o la recepción para ayudarte a concentrarte. Mientras Mientras preparas los ingredientes, concéntrate en cada uno de ellos con intención. Asimila los sonidos, los olores y las texturas de cada uno, tanto en su forma cruda como mientras se cocinan.

Observación consciente

Elige un ingrediente o utensilio de tu cocina. Concéntrate en él por completo durante varios minutos, fijándote en cada detalle de su diseño, color y forma. ¿Tiene alguna marca o desgaste por el uso? Cómo se siente la energía del objeto? Cómo huele? Para los objetos comestibles, cómo sabe?