Propiedades curativas del Ajo

Propiedades curativas del Ajo

La verdad es que no, no me gusta el ajo, sobretodo el olor que deja en mis manos. Pero esa tos me estaba matando, y además el dolor de garganta y la congestión me tenían cansada.

Hasta que mi santa madre me dijo que debía consumir ajo. Por supuesto, yo escéptica, dije que no.

Finalmente cansada de mi congestión decidí probar, comencé consumiendo un diente en la mañana y otro en la noche… y bendito remedio, a la semana el dolor de garganta desapareció, al igual que la tos y las flemas.

Desde ese momento aprendí a integrar en mi dieta el ajo, aunque esté preparando una noche de pasión junto a mi esposo no olvido integrarlo en la cena y por supuesto aprovechar de que él también lo consuma, y de mal olor, nada.

data-full-width-responsive="true">

Aprendí que para evitar que el olor quede impregnado en mis dedos, basta con pasar un limón por ellos.

En cuanto al mal olor corporal, esto depende solamente del nivel de toxicidad que guarde tu organismo, si uno acostumbra llevar una dieta saludable no existen malos olores, debido a que el mal olor no lo provoca el ajo propiamente tal sino las toxinas derivadas de una alimentacion deficiente y rica en grasas que liberamos al consumirlo.

Es por ello que el ajo se usa en algunos planes de comida desintoxicantes. Además siempre puedes recurrir al consumo de Clorofila para atenuar cualquier tipo de mal olor corporal.

Ahora quisiera invitarte a dar una ojeada a las maravillosas propiedades del ajo:

  • Propiedades antibióticas, combate numerosos hongos bacterias y virus. Por lo cual es beneficioso en la cura y prevención de enfermedades respiratorias.
  • Reduce la presión arterial, por lo cual es ideal en el control de enfermedades cardiacas.
  • Reduce el colesterol malo o LDL
  • Incrementa el nivel de insulina en el cuerpo, ayuda en el tratamiento de la diabetes
  • Disminuye los daños causados por la arterioesclerosis y el reumatismo
  • Ayuda en el tratamiento contra del estrés y la depresión
  • Vía tópica posee propiedades que ayudan a combatir las verrugas, la caída del cabello y a ablandar callosidades.
  • Útil en la eliminación de parásitos como la Tenia.
  • Ayuda a eliminar el ácido úrico, protegiendo a las arterias de la calcificación.
  • Es diurético y expectorante ya que estimula las mucosas gastrointestinales provocando un aumento de las secreciones digestivas y de la bilis.
  • Desinfectante, en caso de pisaduras podemos frotar un diente de ajo crudo sobre la picadura.
  • Ayuda a purificar la sangre, por lo cual es altamente beneficioso para el corazón y el cerebro
  • Posee propiedades que ayudan en el tratamiento contra enfermedades como la gota y los cálculos renales y de vejiga.
  • Además posee propiedades antisépticas, fungicidas, bactericidas y depurativas.

Como recomendación, es ideal comerlo crudo, en ensaladas o simplemente picado muy finito disuelto en agua pura y beberlo. También es posible encontrarlo en cápsulas.

La importancia de consumirlo crudo es que al cocerlo desaparece la Alicina, sustancia responsable de todas las características beneficiosas del ajo.

Recuerda no consumirlo si tienes problemas relacionados con hemorragias traumáticas o menstruales, ya que en altas dosis posee propiedades fluidificantes que impiden el proceso coagulador.

Como has podido ver el ajo es uno de los vegetales curativos más importante con las mayores propiedades demostradas científicamente.